“Si dejo de trabajar, me muero”

0
762

SAN BERNARDO.- Cuando el sol y el cansancio hacen mella en Lo Herrera, obligando a transeúntes y automovilistas a buscar urgente un helado y revitalizador refresco, en la intersección de Avenida Eliodoro Yáñez con El Barrancón se pasea la solución. O, mejor dicho, alguien trabaja para entregarla en forma de bebidas energéticas. Hablamos de Alejandro Serrano Herrera, este vecino de 90 años cuya presencia en la principal esquina de la localidad ya no pasa inadvertida, y menos para sedientos pasajeros y conductores.

“Nací el 25 de diciembre de 1930 y hace 25 años que vivo en Lo Herrera con mi hija menor Eliana (40) en Volcán Pomerape 126, porque antes vivía en San Bernardo centro, en la esquina de San José con Eyzaguirre, cerca del bar ‘El Morro de Arica’. Y la verdad es que he trabajo toda mi vida, y debo seguir haciéndolo porque mi pensión es de $180.000”, explica este hincha furibundo de Magallanes.

Y le creo a rajatablas lo que me cuenta, porque su relato fluye en su boca cuando me explica que el laburo lo ha llevado, por ejemplo, a trabajar en toda la obra de cemento de la línea 1 del Metro de Santiago, el año 1974. “Era una pega bien pagada porque eran franceses los que estaban a cargo de esa construcción”, recuerda Alejandro, agregando el destino lo instala luego como conserje de un condominio en La Reina y más tarde vendiendo ropa. “Siempre he sido comerciante”, aclara.

En su negocio actual de venta de bebidas energéticas, este incombustible adulto mayor, que debía cumplir el pasado 9 de septiembre 60 años de matrimonio con su hoy difunta esposa Yolanda Cortés (tuvieron 6 hijos), sostiene que “tengo salud para hacer este trabajo, no tengo problemas. Así que mis horarios son de lunes a viernes, entre 15 y 19 horas. Y no crea que no vendo los días nublados”.

En cuanto al trato que recibe en la calle, Alejandro Serrano comenta que es bueno, muchas personas me dejan el vuelto y los jóvenes me regalan dinero para los remedios, incluso uno me dio $10.000. Y en esta esquina seguiré, porque si dejo de trabajar, me muero…”

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí