Falsos fiscalizadores se aprovechan de la pandemia

0
2526

La Seremi de Salud RM, Paula Labra, informó de una denuncia interpuesta ante la fiscalía local de Pudahuel, a raíz de información de prensa y hechos constatados por los equipos de fiscalización de la SEREMI, relacionados a personas que estarían falsificando documentación de la autoridad aanitaria, para realizar estafas en locales comerciales o burlar la seguridad de condominios.

Uno de los modus operandi de los estafadores corresponde a personas que se presentan en locales comerciales, indicando ser nuestros funcionarios con una identificación falsa y ropa institucional, quienes amenazan con el cierre de los locales y exigen un pago en efectivo. A cambio del pago, los estafadores indican que pegarán un sticker en la fachada del recinto, que lo identificaría al local como “fiscalizado y autorizado” para funcionar.

Según Labra,  la autoridad no informa sobre la normal condición de un establecimiento a través de stickers, siendo la única información que se publica de esta manera es la de “prohibición de funcionamiento” y, en casos extremos, el de “Clausurado”, cuyo objetivo es informar a la comunidad sobre un establecimiento que incumple la normativa sanitaria y pone en riesgo la salud de la población. No existe otro instrumento informativo como carteles o adhesivos que informen sobre otras condiciones de los locales.

Credencial falsa de un seudo fiscalizador.

La seremi fue enfática al referirse a las medias que se tomarán porque “no vamos a permitir que personas inescrupulosas ocupen el nombre de nuestra institución para cometer delitos. Nuestro departamento jurídico presentó una denuncia a la Fiscalía de Pudahuel para que las policías investiguen a fondo y encontremos prontamente a los responsables”.

En otro sentido, desde la secretaría regional ministerial RM informaron que también han recibido denuncias de administradores y comunidades de condominios y edificios denunciando falsos fiscalizadores que intentan ingresar a la propiedad privada. Cuando los conserjes solicitan el carnet de los delincuentes para el registro, los falsos fiscalizadores abandonan el lugar, por miedo a ser detectados.

“Hay que prestar especial atención a dos elementos: a la credencial institucional y al protocolo de fiscalización que aplican nuestros funcionarios. La credencial de los funcionarios de la Seremi de Salud RM, es el documento formal con el que acreditan su identidad. Se compone, en su cara frontal, de una fotografía en color del funcionario, RUT, nombre completo, estamento y departamento de la seremi a la que pertenece. En la cara posterior hay indicaciones legales del instrumento, números telefónicos y la firma del jefe de recursos humanos de la seremi de Salud RM”.

Paula Labra también indicó qué hacer si existe sospecha de que los fiscalizadores sean efectivamente funcionarios de la autoridad sanitaria, indicando que “si usted tiene dudas si la persona que está controlando su cuarentena o inspeccionando su local, es parte o no de la seremi de Salud RM, llame de inmediato a Carabineros o PDI. Un fiscalizador en regla de la autoridad sanitaria, puede demostrar frente a las policías que pertenece a nuestra institución, sin inconvenientes. Desconfíe del nerviosismo o de la oposición al control policial. Un fiscalizador de la Seremi de Salud RM, jamás tendría que preocuparse por la presencia policial, al contrario”.

DELH

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí